“VIVA LA VIDA”: EL MUSICAL ARGENTINO QUE HOMENAJEA A LOS JOVENES DE AYER

En el teatro Lola Membrives, de miércoles a domingo, se presenta, de la mano de un gran elenco, un nuevo musical argentino, dirigido por Valeria Ambrosio. Veamos de qué se trata.

Viva la vida cuenta la historia de un grupo de amigos que en un festejo de año nuevo, celebran un pacto: ante el primer signo de vejez de alguno de ellos, se irían a vivir todos juntos a una casita en el Tigre. Los años pasan y este grupo  cumple el pacto. El público puede ver esta secuencia a través de una pantalla, y las escenas la protagonizan seis actores que interpretan a este grupo de amigos cuando eran jóvenes. Al subirse el telón, el grupo de actores más adultos entra en escena. Nora Cárpena, Rodolfo Ranni, Mercedes Carreras, Alberto Martín, Marta Bianchi y Jorge Martínez comienzan a desplegar su talento y trayectoria. Sin dudas, lo mejor de Viva la Vida, es su elenco. Cárpena, Ranni, Carreras, Martín, Bianchi y Martínez, demuestran, una vez más,  su gran talento y versatilidad. Aún con un guión un poco flojo, con diálogos previsibles y lentos, logran contar la historia y recrear la fuerte amistad que une a estos seis personajes.

La otra parte del elenco, no se queda atrás, talentosos del musical argentino, se podría decir que forman una especie de Dream Team del musical, casi todos protagonizaron los musicales más importantes de los últimos años, como Ivanna Rossi en Forever Young, Natalia Cociuffo en Chicago y Los Monstruos; y Christian Giménez también en Forever Young y Los Monstruos. Sus intervenciones levantan el ritmo de la obra, y sus voces son un deleite para el público. Esta parte del elenco lo completan Andrea Lovera, Emanuel Robredo Ortiz y Patricio Witis.

La selección de canciones se ajusta perfecta al guión y se complementa con éste; pero algunas de ellas están un poco desperdiciadas en cuanto al tiempo de duración en escena. De esta forma también quedan un poco desperdiciados los intérpretes. Las coreografías de Elizabeth De Chaperouge, son excelentes, los 12 personajes se mueven, en varias ocasiones, todos juntos en escena de una manera fenomenal.

Viva la vida no solo plantea una historia emotiva sino que también tiene ciertos pasajes de comedia, el principal, de la mano de Lula Rosenthal, quien interpreta a una enfermera a cargo de cuidar la salud del grupo de amigos en la casita del Delta. Una actriz con mucho histrionismo que con su personaje (una rusa desdichada que desea recuperar a su familia) roba carcajadas del público. También hay otros momentos, más que nada planteados desde el guión, que sueltan carcajadas a partir de lo bizarro de la situación. Esto va de la mano de un giro sorpresivo en la historia a partir de la muerte de uno de los amigos.

Viva la vida es un gran homenaje a la amistad, a los vínculos que se pueden construir desde el amor y el respeto hacia el otro; con el eje puesto en los jóvenes y la música de 1970.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s