Saltar al contenido

ENTREVISTAMOS A ANA GARCÍA BLAYA, DIRECTORA DE “LAS BUENAS INTENCIONES”

Luego de su paso por el festival de cine de San Sebastián, Ana García Blaya llegó al Festival de Cine Mar del Plata para presentar su ópera prima “Las buenas intenciones”, un film con un gran elenco que de la mano de un material de archivo imperdible (perteneciente al padre de la Directora) nos cuenta la vida de una familia en la década de 1990 en Argentina. Una familia que atravesó la separación de los padres y enfrenta nuevos desafíos y rutinas. En esta ocasión hablamos con la Directora sobre el proceso creativo de la película, el trabajo con los chicos del elenco y cuáles son sus expectativas para el futuro.

NC: ¿Cómo fue el momento en que encontraste el material de tu papa? ¿Qué fue lo que te motivó a pensar que los videos podían convertirse en una película?

Ana García Blaya: Los vídeos que yo tenía, jamás pensé que iban a formar parte de la película, solamente formaban parte de la etapa de pre-producción, donde los use para referenciar a los departamentos de arte, vestuario; a los actores, la verdad es que no pensaba utilizarlos; en la etapa de postproducción empecé a experimentar, fueron siete semanas de edición del material filmado, me tome un tiempito yo para pensar un poco más y volví a entrar a edición con más material que me puse a revisar, y encontré más entre las cosas de mi papá y empezaron a aparecer mágicamente imágenes que me dieron ganas de incluir y colaboraron en cosas que yo no había filmado por falta de presupuesto, como la calle, los autos de la época, y también me pareció muy conveniente incorporar a los personajes reales y me pareció que le quitaba presión a la ficción, que descomprimía y le aportaba sinceridad a la película, que había un juego entre realidad y ficción, y ahí fue un momento mágico, donde sentí la conexión con mi padre que me dejó todo ese material y que terminó estando en el corte final.

NC: ¿Cómo fue el proceso de escritura del guión? Para vos, emocionalmente, ¿fue muy complejo rememorar esos momentos?

AGB: El guión lo escribí hace diez años, durante un taller de guión que curse con Pablo Solarz, donde el objetivo era terminar el guión, de un corto o largometraje; yo terminé este guión, que bueno, parece que fue como una especie de catarsis, me di cuenta finalmente. Era lo primero que escribía para cine, mi primer contacto con el cine. Lo escribí sin saber si se iba a filmar o lo iba a leer alguien en algún momento, con esa sinceridad y tranquilidad lo escribí, quede muy contenta con el resultado, y lo concluí como una obra terminada, jamás pensé en dirigirlo. Hace cinco años,  luego del fallecimiento de mi papá, mi hermana, una de las productoras de la película, me propone presentar el guión en el concurso de ópera prima del Incaa. Lo presente y cuando ganamos, tuvimos que salir a filmar, con toda la carga emocional que yo tenía, fue transitar un duelo, un proceso de sanación, la verdad que fue muy especial; más que a una película apostamos más al proceso, casi no se tocó el guión original, creo que respetamos la primera versión, la de hace diez años, y fue muy emocionante, porque lo hicimos entre amigos, entre familia, transitando cada momento, la verdad que fue especial. Fue rememorar constantemente y hacer esta especie de homenaje a nuestra infancia.

NC: El trabajo de los tres niños es brillante, ¿cómo fue trabajar con ellos? ¿Desde el principio encontraron el personaje o hubo un proceso de búsqueda y ensayo?

AGB: Si, el trabajo de los chicos fue brillante, y estuvo en manos también de la “Mary Poppins”  argentina de los coach de niños que es María Laura Berch y su asistente Maria Milesi, las dos estuvieron, desde dos meses antes de empezar a filmar, trabajando, ensayando con los chicos y conmigo, logrando esa familiaridad entre ellos, Amanda y Carmela son hermanas, pero a Ezequiel había que incorporarlo como un tercer hermano, conociéndose con quienes serían en la ficción su papá y su mamá, con Javier Drolas y Jazmín Stuart, conociéndose con los amigos del padre; fue muy lindo, muy mágico ese proceso también, tuvieron que aprender las canciones que después cantarían, fue hermoso, llegamos al rodaje bastante afilados y después fue todo un placer. Realizamos un proceso de casting para encontrar a la protagonista, Amanda, que finalmente termino apareciendo a través de un video de Instagram que vio mi hermana cuando la vio a Amanda cantando con su padre, y cuando la vi dije hagamos el casting, y cuando lo hizo la rompió. También lo hizo con Javier Drolas, que interpreta a su padre en la película, y no tuve dudas, la verdad que lo que más tarde en encontrar fue a Amanda, pero después no tuve dudas.

El elenco y Directora de “Las Buenas intenciones” en el Festival de Mar del Plata

NC: La música es muy importante en la película, ¿qué rol cumplió y cumple en tu vida?

AGB: Si, la música cumple un rol muy importante en mi vida, de hecho creo que es la mayor herencia de mi padre a nosotros, sus hijos. Él tenía una disquería, era melómano hasta que un día cerró la disquería y se quedó con todos los discos, y a partir de los cuarenta años formó una banda que se llamaba “Sorry” de la cual fui parte, con mis hermanos también y sus amigos. Si, la música es muy importante y por eso esta tan presente en la película, además de que ayuda a reflejar  la época, también muestra cómo eran nuestros días con mi padre.

NC: La película ya se proyectó  en festivales muy importantes y va a tener su estreno en más salas, ¿qué expectativas tenes para el futuro?  ¿Hay algún otro lugar donde te gustaría que llegue?

AGB: La película ya llegó a más lugares  de los que yo tenía planeados, no tenía muchas ganas de que llegue a mis amigos y familia, tenía muchas ganas de que me cierre a mí, de que la historia sea fiel al punto de vista del guión, de esa nena de 10 años, y creo que eso me dejó contenta y quedó logrado. Entre todos los festivales que recorrí, Toronto, San Sebastián, estuvimos en Oslo, en Mar del Plata, y ahora en Tandil, yo no puedo pedir más, estoy muy feliz, ahora lo único que quiero es que se vea todo lo posible en salas, en cines, en cualquier cine de cualquier lado y si no es posible, en cualquier pantalla, en cualquier teléfono, pero siempre y cuando se usen buenos auriculares, porque tengo especial interés en que el sonido pueda llegar bien así como la imagen, porque eso me interesa mucho, que se pueda disfrutar cuando se vea. Asique no importa el dispositivo, me gustaría que se vea y que ayude a sanar a algunos como me ayudo  a mí, y ya es plus, la verdad es que ya estoy hecha, desde el momento en que cerré el corte, estoy feliz, y todo lo demás es un regalo.


La película “Las buenas intenciones” se presentó en la 34° edición del festival de cine de Mar del Plata donde recibió el Premio Directores Argentinos Cinematográficos (DAC) al Mejor Director Argentino de todas las Competencias; el  Premio Asociación de Directores de Cine a la Innovación Artística (PCI) a la Mejor Ópera Prima ex Aequo y  una Mención Especial. 

marinivitola Ver todo

Licenciada en Comunicación. Productora audiovisual. Directora de Novedad Cultural.
Journalist. TV Producer.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: