LEY DE HUMEDALES: ¿QUÉ PASA QUE NO LLEGA AL SENADO?

El jueves pasado se llevó a cabo un plenario de comisiones decisorio para el tratamiento del proyecto “Ley de humedales”.

En Argentina todavía no hay ningún tipo de legislación para regular los humedales y ya fueron tres los intentos fallidos de sanción de esta ley: 2013, 2016 y 2020. Una nueva ley de humedales fue presentada el 3 de marzo con el consenso de más de 400 organizaciones.

El diputado Grosso anticipó que el oficialismo «está decidido a que este tema tan importante se trate y se trabaje lo más rápido posible» / Foto: Victoria Gesualdi. – TELAM

Después de meses, como consecuencia de la presión por las quemas en el Delta de Paraná, fue tratada en las comisiones de ambiente, agricultura y presupuesto de forma conjunta.

Tras un extenso debate se acordó postergar la firma del despacho para reunir mayores respaldos a la iniciativa. Se pasó a un cuarto intermedio para el próximo jueves 29 de septiembre. En el que, se asegura, saldría un proyecto con el visto bueno para ser debatido en el recinto.

Entre las causas de la demora figuran la resistencia de algunas provincias, el rechazo de varias empresas y la coyuntura parlamentaria vinculada a la paridad de votos entre oficialismo y oposición.

¿Por qué es importante que se sancione?

Se necesita una ley de presupuestos mínimos de protección ambiental que asegure su conservación y su uso ambientalmente respetuoso.

 Por lo tanto, un punto importante de la propuesta es el ordenamiento territorial. Su objetivo es saber cuántos humedales hay en nuestro país, la ubicación y sus características. Busca poder clasificarlos según su importancia y poder diseñar un uso adecuado. 

También, como segundo punto fuerte es la generación de un inventario nacional de humedales. Para realizar ejercicios de mapeo y vigilancia participativo en intercambio con las autoridades de aplicación de la ley.

Los humedales son parte integral de los sistemas naturales que hacen posible la vida en la Tierra. El 40% de la biodiversidad mundial vive o se reproduce en ellos. Son grandes filtros depuradores y reservorios de agua dulce. Pese a ser imprescindibles para la vida, se estima que en los últimos 50 años ha desaparecido el 35% de los humedales del planeta.

Ademas, algunos de los causantes que amenazan estos ambientes: ampliación de la frontera agrícola, agrotóxicos, uso del suelo, desarrollo inmobiliario.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

veinte − nueve =